lunes, 19 de septiembre de 2016

Terrorismo yihadista en España: datos

Columna de opinión publicada también en Estrella Digital.
Cuando llega un suceso que interrumpe el ritmo cotidiano de los acontecimientos sólo queda aplicar procedimientos ensayados y opinar lo ya pensado previamente; desde el punto de vista informativo en un atentado estalla también la demanda de contenidos, cuando aún no se sabe nada.
Por tanto es aconsejable aprovechar los días laborables para acumular información que luego se tenga accesible y digerida cuando llegue el fin de semana.
Fuente: Memoria de la Fiscalía General del Estado 2016, que recopila la información de un año antes sobre actividad judicial y evolución de la delincuencia, con costumbre de hacerla pública con motivo de la solemne apertura del año judicial.
La solemnidad de este acto celebrado recientemente no la marca el contenido, sino el protocolo, divorciados en éste como en los otros dos poderes del Estado y en su Jefatura, lo que también sucede con la Iglesia Católica.
Los cuatro o cinco poderes se reúnen un día de septiembre donde abundan las togas con puñetas, encima del chaqué y su pajarita, las placas, medallas y collares, y el rey se coloca el Gran Collar de la Orden de San Raimundo de Peñafort, condecoración creada en 1944 con el nombre del santo patrón de los juristas.
La organización del acto con tanto poder concentrado tiene seguro su complejidad, y para los interesados existe un reglamento de 2005 "de honores, tratamientos y protocolo en los actos judiciales solemnes".
El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, doble gorro que debería provocar ciertas fricciones, Carlos Lesmes, ha reivindicado este año la “rabiosa independencia” de los jueces y magistrados españoles, rabiosa independencia, y se ha quejado de las críticas sobre la politización de la Justicia,
En las palabras de Lesmes hubo referencias a la corrupción, a la labor abnegada de los 5.500 jueces que en España lo son, que de promedio dictaron cada uno 300 sentencias (!) en el último año: "en nuestro sistema judicial no hay héroes ni seres excepcionales, su grandeza se construye sobre la actividad cotidiana de una suma de hombres y mujeres prudentes, honestos y capaces"... 
Acto corporativo, con citas de Ortega y Azorín, tan extraño como cualquier otro sacado de contexto. Ni una palabra sobre terrorismo por parte del presidente del TS y el CGPJ.
Escasa información en ese discurso institucional, sí en las 871 páginas de la última Memoria de la Fiscalía.
"El terrorismo yihadista se nos presenta como un fenómeno proteico que utiliza hábilmente las nuevas tecnologías de la información y la comunicación para desplegar la autodenominada «yihad de la palabra»", dice la Memoria, que el año pasado ya señalaba lo de proteico, probablemente más relacionado con la capacidad de cambiar de forma que con las proteínas.
Resumamos con citas textuales.

Medios

"Parece evidente que si la lucha contra el terrorismo yihadista ha obligado a reforzar e incrementar significativamente los servicios antiterroristas, tanto policiales como los de inteligencia, es absolutamente necesario por las mismas razones potenciar los recursos humanos y las capacidades del sistema judicial, y en particular, en cuanto concierne a nuestra institución, incrementar a la mayor urgencia los efectivos de la Fiscalía de la Audiencia Nacional para disponer de más fiscales especializados y dedicados a la investigación de estos graves crímenes, algo que no se ha producido pese a las continuas y reiteradas manifestaciones públicas de algunos responsables políticos que han vinculado la creación de nuevas plazas en la plantilla orgánica de la Fiscalía con el reforzamiento de la lucha contra el yihadismo. Nada más lejos de la realidad, al menos en lo que concierne al Ministerio Público".

Amenaza

"El terrorismo internacional yihadista se ha consolidado como un problema global de dimensiones especialmente graves y alarmantes, constituyendo actualmente la mayor amenaza para la libertad y la seguridad de nuestras democracias".
"La mayor parte de las investigaciones en curso relacionadas con el terrorismo yihadista se refieren a actividades de reclutamiento, adiestramiento, captación y adoctrinamiento para integrarse en la filas del Dáesh (Estado Islámico), y se producen a través de Internet y las redes sociales".
"Según recientes informes policiales, entre 4.000 y 5.000 individuos de países de la Unión Europea se han desplazado a Siria-Irak a tales efectos".
"(Desde España) Se han identificado más de un centenar de combatientes que se han desplazado a las zonas de conflicto (la cifra se sitúa en torno a los 150), de los que aproximadamente 25 personas han fallecido en esas zonas, buena parte de ellos en atentados suicidas, y más de un centenar permanecen aun en esos territorios, todos ellos procedentes de España. Se han identificado más de una veintena de individuos retornados, de los que la mayor parte se encuentran investigados/imputados judicialmente y en prisión preventiva".

Localización

"La actividad de investigación del terrorismo internacional se viene centrando fundamentalmente en los grupos terroristas yihadistas que operan en las zonas de conflicto: Siria-Irak, y ahora Libia, por una parte de forma prioritaria (Dáesh y Al Qaeda), y la zona del Sahel (en África) por otra (Aqmi, Al Morabitún, Ansar Eddine)".
"Las investigaciones policiales y judiciales que se siguen en nuestro país, generalmente en estrecha colaboración con las autoridades marroquíes, se concentran fundamentalmente en los focos radicales de Ceuta y Melilla, Barcelona y Madrid, y se centran en las actividades de captación y adoctrinamiento de personas muy jóvenes (incluso niñas menores de edad) para su envío a Siria e integrarse en el autodenominado Estado Islámico (El)".

Detenidos

"En el 2015 se han producido varias operaciones antiterroristas en las que han resultado detenidos casi un centenar de individuos (en España y Marruecos), la mayor parte de ellos vinculados con las redes de captación, adoctrinamiento y envío de yihadistas a las filas del Estado Islámico, y algunas de ellas con otras organizaciones terroristas que operan en África".
"Mientras en el 2014 se produjeron 36 detenciones en territorio español (a lo que hay que sumar otros 13 detenidos en el extranjero por tratarse de operaciones conjuntas con fuerzas policiales de otros países), con un total de 49 detenidos, en el 2015 se han llevado a cabo 94 detenciones (de ellas 68 en territorio español y 26 en el extranjero, de las que 5 lo han sido en virtud de órdenes de detención libradas por Tribunales españoles y las 21 restantes en Marruecos en operaciones policiales conjuntas entre ambos países)".

Juzgados y condenados

En este apartado la Memoria de la Fiscalía es voluntariamente oscura, en comparación con la misma Memoria de un año antes y no suma juzgados y condenados, sino que los relaciona.
No son muchos, se mencionan tres procesos penales sentenciados en 2015, uno condena a los 11 acusados a 12 años de prisión para los dirigentes y 10 años de prisión para el resto "por las acciones de captación y envío de individuos a Siria para su adiestramiento y participación en la ejecución de acciones violentas como miembros del Dáesh y/o Jabhat al Nusra".
Una segunda sentencia condena a un acusado "como autor de un delito continuado de difusión pública del terrorismo, por haber mantenido una intensa actividad como usuario en foros yihadistas radicales que operan en internet administrando diferntes perfiles en las redes sociales Facebook y Twitter".
La tercera y última sentencia mencionada "condena al acusado como autor de un delito de enaltecimiento del terrorismo por haber publicitado a través de Internet, mediante su subida a la aplicación Youtube, un vídeo elaborado por él mismo y compuesto en forma de narrativa épica laudatoria, en el que aparecen discursos de Osama Bin Laden llamando a hacer la Yihad, en claro homenaje a su figura, oraciones de otros líderes yihadistas e imágenes de campos de entrenamiento de Al Qaeda".

Cárceles

"A los 20 penados que están cumpliendo condenas (10 de ellos por los atentados del 11-M en Madrid), deben añadirse 81 presos preventivos (26 más que el año anterior), lo que nos sitúa en una cifra que supera ya el centenar de presos (de ellos 24 vinculados con Al Qaeda y 57 con el Estado Islámico)".

Resumen

La síntesis de la actividad policial y judicial contra el terrorismo yihadista en España según la Memoria de la Fiscalía es que el balance de 2015 consiste en 94 detenidos (69 en España), el doble que en 2014.
Se dictaron tres sentencias, con 13 acusados que fueron los 13 condenados. En 2014 la Memoria señalaba dos condenados por terrorismo internacional yihadista.
La amenaza más directa se centra en unas 25 personas que han retornado de Oriente Próximo, la mayor parte controlados o en prisión preventiva. Precisamente en las cárceles españolas hay un centenar de presos por terrorismo yihadista, 20 cumpliendo condena y el resto preventivos.
Fin de la Memoria.
Para luchar contra este fenómeno el Estado cuenta con 125.000 militares, 80.000 guardias civiles, 70.000 policías nacionales, 5.500 jueces y 3.500 agentes del CNI; o al menos quienes dirigen los organismos donde trabajan  los empleados públicos citados llevan años colocando el terrorismo yihadista como su principal razón de ser.
La amenaza del terrorismo yihadista en España es evidente, sin necesidad de remontarse a 2004, algunos de los autores de los atentados en París y Bruselas anduvieron merodeando por nuestro país; ahora bien, los números relativizan y mucho el volumen de implicados y condenados, por lo que la utilización política del riesgo es igualmente evidente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario